Contacto: editoralfilo@gmail.com
Celular: +569-82819786
Derechos Reservados 2019

La importancia de las redes de apoyo, la comunicación dentro de la familia y el rol del establecimiento con la víctima y el agresor/a de bullying:

Las consecuencias psicológicas del acoso escolar desde la mirada de especialistas

Publicado: Martes 17 de septiembre de 2019

El bullying y ciberbullying provoca problemas en niños y adolescentes que en diversas ocasiones deben ser tratados psicológicamente. Y es que el acoso escolar genera traumas, depresión, falta de confianza y en oportunidades más extremas, agresiones físicas, por lo que el rol de los especialistas es fundamental para ayudar a las víctimas del bullying y también a quienes lo han perpetrado. Según la psicóloga, Sonia Molina, quien ha trabajado en establecimientos educacionales de Iquique, Alto Hospicio y Pozo Almonte, existen características que evidencian cuando un niño o una niña se convierten en víctima de bullying. La profesional, sostuvo que estas señales consisten en la falta de ganas de ir al colegio, la baja en el promedio de notas y el desánimo, entre otros. Molina, explicó que el entorno familiar y el apoyo de los docentes juegan una tarea fundamental en un caso de bullying y que las víctimas pueden sobrellevar una situación de esta naturaleza si es tratada e intervenida a tiempo. La psicóloga dijo que en casos muy extremos un estudiante puede caer en una depresión que lo puede llevar a pensamientos suicidas por lo que recalcó la importancia del entorno de la víctima. También sostuvo que hay características especiales en algunos niños que lamentablemente lo hacen convertirse constantemente en una víctima de bullying, ya sea por el aspecto físico, personalidad, rasgos raciales y orientación sexual, por nombrar algunos. Sin embargo Sonia Molina aclaró que las personas al crecer se suelen eliminar de sus mentes los malos recuerdos de una etapa estudiantil que no volverá más, agregando que también es de suma importancia la cercanía de la familia y amigos, además de los tratamientos con profesionales de ser necesario. Por su parte el también psicólogo, Ariel Mejías, señaló que las responsables del bullying no sólo son los alumnos que lo efectúan, también los docentes, los inspectores, los compañeros, los familiares de la víctima y de quien ejecuta acoso escolar. Según el profesional, la medida más efectiva en un caso de bullying en el interior de un establecimiento educacional, es que el afectado se retire del colegio para cambiarse a otro y que también quienes están alrededor reaccionen a tiempo para evitar cualquier tipo de maltrato entre compañeros.

 
 
 
 

Ariel Mejías agregó que muchas veces se piensa que quienes violentan de cualquier forma a un compañero, viene de familias en las que son agredidos

En este sentido subrayó que no siempre es así y que lo que ocurre en los establecimientos educacionales es similar a lo que ocurre en un recinto carcelario, donde se dividen dos bandos que consisten en los débiles y los fuertes. “Lo que pasa en los colegios es muy comparable a lo que ocurre en las cárceles porque en ocasiones hay personas que se ven obligados a acosar a violentar a otro compañero para no ser molestado por otros. Lamentablemente así es como funciona y en los colegios pasa algo muy similar”, sostuvo el psicólogo, quien añadió que existen tratamientos para víctimas de bullying, aunque para él, lo ideal es que el problema se solucione de una forma más profunda en los colegios.

Otra opinión es la de la psicóloga Verónica Meza, quien expresó que hay factores en quienes practican el bullying, como el abuso o la ausencia de los padres, el factor socioeconómico, la mala constitución de una familia, entre otros. Para la profesional son indicadores de personas que pueden volverse violentas.

“El bullying te puede provocar falta de apetito, depresión, dolor de cabeza, pesadillas, insomnios, aislamiento, por lo que debe existir atención por parte de los padres porque pueden generarse tendencias suicidas. Muchas veces las personas agredidas tienen sentimientos de culpa por la agresión que reciben”, explicó la psicóloga, quien añadió que el bullying es muy comparable con el acoso laboral y que la responsabilidad para evitar que sigan ocurriendo este tipo de casos tiene que ser de los profesores, padres y apoderados, porque son los únicos que pueden tomar medidas para identificar y erradicar el problema.

“Se pueden realizar talleres para identificar los factores de riesgos, pueden efectuarse campañas para evitar el maltrato en los colegios y explicar a los padres los modelos educativos adecuados en las reuniones, todo debe ser un trabajo en conjunto”, aseguró la psicóloga.

Entrevista enmarcada en el proyecto de Diario Al Filo de la Noticia de Tarapacá, la Realidad del Bullying y Ciberbullying, del Fondo de Medios 2019 de la Segegob y el Consejo Regional.

 

 

Derechos Reservados 2019 - Diario Al Filo de la Noticia
Prensa y Publicidad - editoralfilo@gmail.com
Celular: 09-82819786